Consejos de padre (43): ¡Que discreta!

El último Consejo de Padre, antes del merecido descanso de las vacaciones, viene cargadito de momentos “tierra tragame”. Es una de las consecuencias de tener una niña pequeña en modo loro constante, que todo lo repite, cuando le da la gana y como le da la gana, que no tiene filtro y que es cualquier cosa menos discreta. Si es que cuando dicen que solo los borrachos y los niños dicen la verdad, ¡cuanta razón tienen!

No hace mucho una amiga me preguntaba si Valkiria no me había metido aún en ningún momento vergonzoso a morir con su parloteo. Yo, muy feliz sin saber la que se me venía encima, le dije que no, que “aun no”… ¡Pero como ha cambiado la cosa en tan poco tiempo! En la última semana no han sido una, sino dos veces las que me he querido “morir” de la vergüenza risa con esos momentos de brutal sinceridad infantil… ¡Comenzamos!

La primera se la lió a la Abuela Puñetera, en uno de los tantos intentos de que se quedara a dormir con ellos (esto ya os lo contaré)… Resulta que semanas antes, mientras nos bañábamos juntas después de pasar la mañana en la playa, Valkiria me toco la barriga y me preguntó:

  • Mamá, ¿aquí hay un bebé?”
  • No cariño“-respondí yo-“Aquí dentro no hay ningún bebé. El día que veas que la barriga de la mamá está muy gorda, entonces habrá un bebé

Ella, que es muy cuca, se quedó con eso grabado a fuego y días después le soltó a su abuela mientras le tocaba la barriga:

  • Abuela, ¿aquí dentro hay un bebé? “

A lo que la abuela ojiplática respondió:

  • No, aquí no hay ningún bebé cariño
  • ¡Pero si tienes la barriga gorda abuela!” – respondió ella muy indignada

Mi madre no pudo hacer otra cosa que morirse de la risa mientras intentaba explicarle que, a pesar del supuesto gran tamaño de su barriga, allí dentro no había ná de ná.

El segundo momento de la semana fue hace unos días, volviendo a casa con ella sentada en el carro. Ibamos justo detrás de un par de adolescentes con su uniforme veraniego, vease mini shorts y mini top, vamos casi casi como si fueran en bikini, cuando, de repente, Valkiria empieza a decir, señalándolas de manera super discreta:

  • ¡Mira mami, esas nenas van medio en bolingas! JAJAJA “-con su nueva carcajada forzada- “Ves papi, las nenas van en bolingas por la calle“.

Y lo repitió como 5 o 6 veces hasta que conseguimos esquivarlas y adelantarlas mientras apretábamos el paso (muertos de risa, las cosas como son…). Por suerte, el ensimismamiento adolescente en sus propias conversaciones de “pero tía, es que tía…” nos hicieron pasar de lo más desapercibidos para ellas, a pesar de que Valkiria dijo todo aquello a voz en grito.

consejo-de-padre-discreta

¿Que momentazos de tierra tragame os han hecho pasar vuestros hijos?

¿Vuestra prole os ha salido tan discreta como la mía?

 

487C1B3E76F063B9F02F088CFD651C17

Si te ha gustado, compártelo:Share on Facebook10Share on Google+0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0Email this to someone

4 thoughts on “Consejos de padre (43): ¡Que discreta!

  1. Socorro que soy mamá

    Jajajaja me parto, Valkiria es genial, estas ocurrencias de los niños son muy buenas, casi dan para escribir un libro de anécdotas, lo del bebé en la barriga da para mucho, mi pequeña le pregunta a todos si tienen, con eso de que nos rodean varias embarazadas se piensa que todos lo están, o una de “Mami ese señor tampoco tiene pelo como papi” gritándolo claro, un “No soy una pequeñaja, ya soy mayor y tu eres muy malo” a cualquiera que le diga hola pequeñaja o peque etc…. Montamos un libro?? jajaja
    Un abrazo y disfrutad de las vacaciones!!

    Reply
    • Mamá Puñetera Post author

      jajajaja, la verdad es que sueltan las cosas sin filtro, ahí a lo bruto, jajaja… Pero suele ser muy gracioso, jajaja
      Y si, da para un libro o dos! 😉

      Reply
  2. Planeando ser padres

    Mi bichilla llama señora a toda mujer de más de 13 años, y el otro día en una tienda de telefonía, la dependienta que debería tener unos 38 muy aburridos y muy mal llevados, me llamó la atención a mí porque se le metió en la cabeza que lo de llamarle señora se lo había indicado yo, en ese momento.

    Reply
    • Mamá Puñetera Post author

      En serio? Que mujer más rancia por dios!
      Pues oye, es que igual para tu bichilla la adolescencia ya es una barrera muy de señora, jajajaja 😉

      Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *