Calzado infantil para cuidar sus pequeños pies (1 a 3 años)

Si hace un tiempo os hablaba de la importancia de comprar un calzado infantil adecuado para los niños de 0 a 12 meses. Hoy vengo con el siguiente tramo de edad, de 1 a 3 años. Una etapa de desarrollo importantísimo de los pies de nuestros pequeños. Y en la que comprar un calzado adecuado es básico para su correcto crecimiento.

¿Que debemos buscar en un calzado para niños que empiezan a caminar?

Las características de los zapatos que debemos buscar para los niños que empiezan a andar, hasta los 3/4 años, son similares a las descritas en la época anterior. Aunque con algunas diferencias.

  • Debe ser un calzado hecho con materiales de calidad. Flexible, que proteja el pie de las inclemencias del tiempo y, a la vez, permita su correcta transpiración.
  • El zapato debe tener una holgura de entre 1 y 1,5 centímetros, para dejar que los dedos tengan movilidad y no vayan aplastados.
  • Son preferibles las punteras redondeadas o cuadradas en las que los dedos de los peques no queden apretados.
  • Tanto la puntera como el talón deben estar reforzados para proteger bien los pies de golpes.
  • El zapato debe quedar bien sujeto al pie del niño, por debajo de los huesos el tobillo. Si son zapatos abotinados deben poseer una caña blanda y flexible que no imposibilite sus movimientos, pero si fije bien el talón dentro del zapato.
  • Su suela debe ser de goma. Plana, flexible y antideslizante.
  • El interior del zapato debe tener materiales de calidad, sin costuras internas.
  • El cierre mas recomendado para esta etapa es el de tipo velcro. Con ello favorecemos la autonomía de los peques llegado el momento y el desarrollo de su psicomotricidad.

calzado-adecuado-derassollo

Recomendaciones adicionales

A modo mas general, siempre es conveniente ir a comprar los zapatos acompañados de los niños, para evitar no acertar con la talla. Para ello se recomienda ir a última hora de la tarde, cuando los pies están más hinchados. Llevar el tipo de calcetín que se vaya a poner con el zapato a probar. Y Comprobar que tiene la holgura adecuada llevando el pie hacia delante e introduciendo nuestro dedo en la parte del talón del zapato. Debería cabernos sin problemas.

Para estar en casa optaremos por zapatillas con las mismas características generales que los zapatos. Materiales de calidad, flexibles y antideslizantes. También podéis optar por calcetines antideslizantes. O, si el tiempo lo permite, dejar que vuestros hijos anden con sus pies descalzos. Se llenaran los pies de roña, pero es algo super saludable para el correcto desarrollo de sus pequeños pies.

¿Que hacemos nosotros?

Pues la verdad es que, aunque uno intenta ser sensato y comprar siempre calzado de calidad. No voy a venir aquí a tirarme el moco de que nunca le he comprado a mi hija un zapato regulero en una tienda de las que todos frecuentamos, solo porque me parecía monísimo de la muerte. ¡Mea culpa! Lo que si intento es que no se conviertan en su calzado habitual, sino dejarlos para ocasiones puntuales o el modelito de turno.

Valkiria tiene muchos zapatos. Creedme, ¡casi mas que yo! Sin embargo, para todos los días combinamos deportivas y zapatos de piel. Ya sabéis que no es conveniente que los niños vayan exclusivamente con zapatillas de deporte. ¿O voy a ser la única  a la que su madre, de adolescente, le repetía que se le iban a deformar los pies de tanto usar zapatillas de deporte? En fin… que me voy por los cerros de Úbeda. Creo que este tema es serio y a tener en cuenta a la hora del correcto desarrollo de los pies de nuestros peques. Pero que tampoco pasa nada si, de vez en cuando, nos saltamos un poquito las normas.

Y vosotros, ¿Seguís las normas para este tema u os las saltáis de vez en cuando?

 

 

Calzado infantil para cuidar sus pequeños pies (0 a 12 meses)

No les damos a nuestros pies la importancia que se merecen. Ellos nos llevan por el mundo. Nos sustentan. Y nosotros no los cuidamos lo suficiente. Los mimamos poco y, muy frecuentemente, compramos calzado que ni es demasiado bueno ni demasiado cómodo. Pero oye, ¡que para presumir hay que sufrir! (O eso dicen…).

Sin embargo, cuando somos padres, no nos podemos permitir cometer los mismos errores con los pies de nuestros hijos. Esos pequeños pies que están creciendo, desarrollándose, en la etapa mas importante de crecimiento de sus vidas.

Por ello, para cada etapa de la vida de nuestros peques, debemos buscar unas características determinadas en el calzado que compramos. Empezaremos con la primera parte de su desarrollo. Desde el nacimiento hasta que comienzan a caminar (alrededor de los 12 meses).

pies-calzado-anouk-latorre

¿Cual es el tipo de calzado que mejor se adapta a un bebé hasta los 12 meses?

Sigue leyendo…